Comprenda porque necesita una heladera nueva.

Si antes del período de aislamiento social la heladera ya era super importante para un hogar, ahora que la mayoría de la gente pasa más tiempo en casa, se ha convertido en un artículo indispensable. Al fin y al cabo, si antes era habitual pasar más tiempo fuera de casa y, en consecuencia, comer en otros lugares, el momento actual exige un mayor almacenamiento de alimentos y también más organización.

El caso es que a pesar de que nuestros hábitos y necesidades han cambiado, el espacio que tenemos dentro de la heladera y las posibilidades de organizar estantes y compartimentos siguen siendo los mismos, y esto puede mostrar que la heladera que lleva tanto tiempo con nosotros necesita ser reemplazado por uno más grande.

A continuación, enumeramos algunas ventajas y hechos relacionados con la conservación y organización de los alimentos, que muestran que tener un refrigerador nuevo puede hacer su vida mucho más fácil.

Mayor organización de los alimentos

A muchas personas les ha resultado difícil organizar su comida ahora que pasan más tiempo en casa. Como resultado, el hábito de apilar alimentos y recipientes en estantes y cajones se ha vuelto cada vez más común. La consecuencia de esta desorganización es la dificultad para encontrar y manipular lo que hay dentro de la heladera.

Control de desperdicio de alimentos

Muchas veces la gente no se da cuenta de la cantidad de comida que se nos olvida en la heladera y que al cabo de un tiempo se acaba estropeando. Pero es un hecho que muchos de los artículos que guardamos en la heladera acaban olvidados en ella y solo nos damos cuenta de que estaban allí cuando aparece el mal olor.

Al elegir una heladera con más espacio y nuevo, es posible ver lo que se guarda en el aparato y consumir mientras hay tiempo. Además, es posible, por ejemplo, segmentar la comida en las estanterías y compartimientos de la heladera, colocando en un lugar destacado, por ejemplo, los alimentos que están a punto de vencer.

Comer mas saludable

Tener una heladera con poco espacio es un motivo más para recurrir al reparto y entregarse a la comida rápida. Después de todo, almacenar verduras congeladas y marmitas en la heladera acaba ocupando espacio. Así, la hamburguesa de la cafetería acaba salvando la comida.

Al tener más espacio en la heladera puedes organizarte para preparar marmitas en un día de la semana y congelarlas para calentarlas a lo largo de los días. De esta forma, garantizas una dieta equilibrada y dejas la comida rápida para ocasiones especiales.

Vale la pena decir que la pequeña heladera se interpone hasta el momento en que ordenó una pizza y no puede guardar la caja dentro de ella.

Evita el mal olor dentro de la heladera

El olor de la heladera se debe a la falta de limpieza y a alimentos que se han caducado en el interior del aparato. Como explicamos anteriormente, cuando se apilan los artículos, es difícil saber qué hay allí. Terminamos tomando el ingrediente de la parte delantera y olvidamos que en el fondo puede haber una fruta, verdura o carne que caducará en unos días.

Con eso, el mal olor de la heladera va ganando espacio y contaminando otros alimentos. A medida que pasa el tiempo, todo dentro de la heladera acaba con un olor característico.

Más espacio significa más posibilidades para mover alimentos dentro de la heladera, saber lo que está cerca de la fecha de vencimiento y una mayor variedad de alimentos para su hogar.

Ahorro en la factura de electricidad

Una heladera vieja necesita más energía para mantener la temperatura en su interior, en consecuencia, esto aumenta el consumo de luz y también el valor de la factura. Al invertir en un modelo más moderno y energéticamente eficiente, es posible hacer un mejor uso del dispositivo gastando menos.

Tiempo fuera del mercado

Para no sobrecargar una heladera vieja, es habitual realizar compras fraccionadas en el mercado. Solo esto puede aumentar los gastos mensuales y tomar tiempo. Sin mencionar que, por razones de seguridad, se recomienda quedarse en casa y salir solo cuando sea necesario.

Un modelo de heladera más moderna, con más espacio y distribución entre sus compartimentos puede reducir la cantidad de viajes al mercado. Después de todo, será posible hacer una planificación más detallada de las compras y poder almacenar durante un período más largo.

No es necesario descongelar la heladera

Descongelar la heladera es una tarea que a nadie le gusta hacer. Sobre todo porque, cuanto mayor es el tiempo de uso, la necesidad de descongelar se vuelve más frecuente. Lo malo de tener que descongelar la heladera es tener que sacar todo lo que hay dentro, dejar que el hielo se derrita y secar el agua.

El beneficio de tener un refrigerador nuevo es que puede confiar en la tecnología antiescarcha y eliminar la necesidad de descongelarlo.

Más salud para ti y tu familia

Los alimentos olvidados dentro del refrigerador no solo contribuyen al mal olor, con la propagación de bacterias y hongos dentro del aparato. Este microorganismo puede contaminar los alimentos y causar problemas de salud en quienes consumen los alimentos afectados.

Una nueva y espaciosa heladera facilita la manipulación y distribución de los alimentos. Así, es posible tener una visión amplia de todo lo que se almacena en la heladera y congelador, y minimizar las posibilidades de que algo se estropee dentro del aparato y contamine otros alimentos.

Más modernidad para tu cocina

Con el tiempo, es común que la heladera tenga pintura desgastada y marcas de óxido, que además de dañar el electrodoméstico, también resultan estéticamente feas.

Cuando compras un electrodoméstico nuevo, traes modernidad y buen gusto a tu hogar. No hay error.

Consul tiene la heladera ideal para ti

Como forma de adaptarse a las nuevas necesidades del público, que ha pasado más tiempo en casa, Consul trae la heladera Frost Free con Flex Space, que es el más espacioso de la categoría hasta 427L, con mayor facilidad de organización interna. Disponible en los modelos blanco y evox, tiene un espacio interno diferenciado para satisfacer sus necesidades de organización y almacenamiento de alimentos.

Si sufre de falta de espacio en la heladera y necesita apilar ollas, paquetes abiertos y alimentos congelados, ya no necesita pasar por esto, la nueva heladera Consul Frost Free con Flex Space, le permite tener 10 combinaciones de compartimentos solo en la puerta, incluso con separador de botellas, para no correr el riesgo de que su cerveza o vino caiga al abrir o cerrar la puerta.

La posibilidad de personalizar la organización de tu heladera también se puede ver en las estanterías. Esto se debe a que la nueva heladera Consul Frost Free con Espaço Flex tiene la funcionalidad “Shelf Flex”, para facilitar la distribución de los alimentos dentro del congelador.

Además, la heladera Consul también tiene un cajón exclusivo para almacenar verduras separadas de las frutas. De esta forma, no se olvidará ni aplastará ninguna fruta en el fondo del cajón.

La heladera Frost Free con Flex Space también tiene un filtro antiolor, capaz de absorber cualquier olor que pueda transmitirse a otros alimentos. Por lo tanto, usted y su familia no corren el riesgo de beber agua con sabor a heladera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Elige un departamento, estamos aquí para responder a sus preguntas. ¡Pregúntenos cualquier cosa!
WeCreativez WhatsApp Support
Consulta sobre campañas, materiales, auspicios y más.
Dtpo. de Marketing
Available
WeCreativez WhatsApp Support
Consulta sobre garantía, repuestos, accesorios y más.
Asistencia Técnica
Available
WeCreativez WhatsApp Support
Consulta sobre productos, precios, catálogos y más.
Atención al Cliente
Available